Sonriendo de amor

Un día me sorprendí a mí mismo sonriendo sin razón, y es cuando me di cuenta de que estaba pensando en ti. Quizás no conocía el amor hasta hoy, pero hoy estoy seguro de que por fin me enamore y que conocí al amor de mi vida, gracias amor te amo no sabes cuánto.

sorprendio

Compartelo!!Pin on PinterestShare on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on StumbleUpon